Go to content page Facebook Twitter Instagram Youtube Citizen
Site map

Ante la falta de implementos de seguridad que eviten la infección del personal médico en la ciudad En Santa Marta diseñan cabina de desinfección peatonal para combatir contagio del COVID-19

Publicado el 01/04/2020 08:05 AM por Dirección de Comunicaciones

El innovador espacio llamado por su autor “Dexter”, tiene la capacidad de erradicar virus y gérmenes en el cuerpo completo de hasta 360 personas por hora. Fue fabricado por Luis Balaguera Massu, un ingeniero industrial, egresado de la Universidad del Magdalena, que con este producto científico, busca mitigar el contagio del Coronavirus en la capital del Magdalena.

Para prevenir la expansión del Covid-19, el joven samario científico Luis Alberto Balaguera Massu, egresado de la Universidad del Magdalena, decidió fabricar una cabina de desinfección de cuerpo completo, inicialmente para el uso del personal médico y pacientes, que son la población con alto riesgo de contagio. La iniciativa, implementada por la Clínica Mar Caribe de Santa Marta ha logrado dar un parte de tranquilidad a quienes ingresan y salen de esa entidad prestadora del servicio de salud.

Diseñada con acetato, policarbonato, un sistema de micro nebulización de alta presión elaborado en metal, luces ultravioleta (UV) y una densidad capaz de cubrir todas las áreas del cuerpo, la cabina “Dexter”- nombre inspirado en una serie de televisión animada- inactiva microorganismos como bacterias, virus y protozoos resistentes al cloro. Tiene un alcance de hasta 360 personas por hora.

Según su autor, la desinfección se debe al químico especial Proenviriix, el cual no es toxico, no mancha ropa, no irrita la piel y no es peligroso para las personas.  “La cabina fabricada además para animales u objetos, también está equipada con un equipo de rayos ultravioletas para atacar patógenos que son muy resistentes.  Es autoinstalable, no moja la superficie y fácilmente escalable”, aseguró Luis Balaguera.

La iniciativa, ideal para las medidas implementadas por el Gobierno Nacional en enfrentar la emergencia sanitaria, no sólo está diseñada para clínicas, también puede ser instalada para el ingreso y salida en universidades, colegios, centros penitenciarios, bancos, almacenes de cadena, entre otros.

Aproximadamente, su valor oscila entre los 7 y 10 millones de pesos, precio relativamente bajo en comparación con otros equipos americanos que tienen un valor de 20 mil dólares. Hasta el momento, es la única cabina de este tipo utilizada por un centro hospitalario en la ciudad de Santa Marta.

En otros países hay cabinas de desinfección en medio de la crisis sanitaria por el coronavirus. En Argentina, presos y agentes penitenciarios de Buenos Aires construyeron una para que sea utilizada por el personal que cumple funciones en las cárceles y en Vietnam, el Ministerio de Sanidad junto a la Universidad Tecnológica de Hanoi diseñaron otra  a base de solución salina iónica Anolyte.

Procedimiento de desinfección

La cabina de desinfección  con 2.3 mts de alto y 1 mt de ancho y profundidad, es automática, detecta el ingreso de la persona e inicia su proceso a través de la aspersión por micro nebulizadores y los rayos (UV), logrando exterminar microorganismos en la ropa y el cuerpo.

Los pasos a seguir: Ingresa una persona a la vez; se sitúa rápidamente en el centro de la cabina y cierra los ojos; abre levemente los brazos y gira 360° lentamente; esperar a que el sistema termine la desinfección total y salir de la cabina.

“Este proyecto se suma a otras medidas de prevención, la ventaja es que están diseñadas para que la persona no salga completamente mojada, el producto se aplica por microgotas en el 100% del cuerpo humano”, expresó Balaguera.

UNIMAGDALENA proyecta instalar cabina de desinfección en laboratorio

En el marco del proceso de certificación y habilitación al laboratorio de Biología Molecular para el procesamiento de muestras de Covid-19, que ya tiene el visto bueno del Instituto Nacional de Salud, el Doctor Pablo Vera Salazar, Rector de la Alma Mater espera contar con uno de estos equipos para el protocolo de seguridad de este laboratorio.

“El Rector me expresó todo su apoyo, quiere que el proyecto crezca y utilizarlo en el laboratorio que está adecuado para hacer los test de coronavirus”, puntualizó Luis Balaguera.

Es importante señalar, que la iniciativa desarrollada por el egresado del Programa de Ingeniera Industrial se ha desarrollado de manera personal y espera contar con implementos necesarios para construir más elementos y distribuirlos en entidades interesadas.

Comparte esta publicación

Facebook Twitter
Informate de las medidas transitorias de adaptación ante la contingencia generada por la pandemia del virus COVID19